¿Va a dejar de existir el dinero en efectivo? No, pero estos cuatro países podrían ponerle fin en poco tiempo.

Estos son los 4 países que van a dar muerte al dinero en efectivo

pablo.blanco
14/03/2024

Cada vez se paga menos en efectivo, y no hacen falta gráficas ni datos oficiales para demostrarlo. La tecnología ha avanzado imparable en todos los ámbitos de nuestra vida: el trabajo, el ocio, en la comodidad de nuestro hogar y, por supuesto, en nuestras finanzas. Si bien en muchos países el uso del dinero en metálico y de los medios digitales está más equilibrado, hay otros en los que se presagia una posible desaparición total de los pagos en efectivo.

En este artículo de EducaOpen te contamos qué países son los que podrían ponerle fin al dinero en efectivo en un futuro próximo y te planteamos los principales inconvenientes que pudiera tener de cumplirse estas premoniciones.

Países en los que el dinero físico casi ha desaparecido

Para dejarlo claro, ningún país ha derogado el flujo de dinero en efectivo. Pero sí que hay ciertos países en los que las transacciones en metálico han decaído muy pronunciadamente en la última década por propia voluntad social. Hasta tal punto ha sido así que ha quedado relegado a una abrumadora minoría de transacciones en varios países. De hecho, no sería sorprendente si en un futuro próximo las monedas y los billetes desapareciesen por completo en los siguientes países:

Suecia

Suecia ha sido, desde hace ya más de un lustro, el país que ha liderado las tasas de uso de efectivo más bajas de todo el mundo. Se estima que solo un 13% de la población sueca sigue pagando con efectivo. De hecho, si vas a Suecia con efectivo, es probable que te quedes sin gastarlo, ya que ha quedado en desuso total de facto, aunque legalmente se siga contemplando. A día de hoy, se puede leer por Suecia en todo tipo de establecimientos un cartel común que reza “Solo con tarjeta”.

Este fenómeno suele achacarse a la tendencia favorable de la población sueca a adaptarse a las nuevas innovaciones y a mostrarse interesados por las tecnologías de última generación. Prueba de ello la vemos en que fue el primer país europeo en emitir billetes y uno de los primeros del mundo en abrir un cajero automático en julio de 1967. De hecho, el Gobierno Sueco ha querido ir un paso adelante e introducir e-krona, la segunda moneda digital del mundo que está respaldada por un banco central.

Noruega

Junto a su hermana Suecia, Noruega compite muy de cerca por ganarse el puesto como el país que más rechaza los pagos en metálico. Casi todos los establecimientos aceptan pagos con tarjeta y, de hecho, muchos es la única forma de pago que aceptan. 

Aunque, a diferencia de en Suecia, en Noruega se ha desarrollado una leve tendencia en ciertos sectores a volver a usar el efectivo. Esto puede deberse a algunas voces que se han pronunciado sobre los posibles riesgos de una sociedad donde el sistema bancario esté totalmente digitalizado.

Aun así, en mayo de 2023 solo un 3% de la población había pagado en efectivo en sus compras más recientes, lo previsible según las circunstancias hodiernas de este país es que siga recorriendo la senda de la digitalización bancaria y que las transacciones en efectivo se reduzcan a cifras testimoniales.

Dinamarca

Según el Banco de Dinamarca, el número de transacciones en metálico en el territorio nacional se contabilizaba entre el 20-25% del total, una cifra ya razonablemente baja. Esta tendencia se ha acentuado en estos últimos años, y en 2023 solo un 11% de los pagos realizados se efectuaron en efectivo. Si bien el uso menguante del efectivo en la sociedad danesa tendrá consecuencias inevitables, el banco central garantiza que, por el momento, el efectivo no va a desaparecer.

Como el resto de países nórdicos, los daneses son pioneros en adoptar las tecnologías más recientes y de hacerlas parte integral de sus vidas. Este rasgo propio, combinado con una fuerte inversión en digitalización por parte del Estado y de las empresas privadas, han posibilitado un abandono decidido del efectivo a favor de los medios digitales.

Canadá

Se predice que para 2030, solo el 10% de todo el dinero que se gaste en Canadá vendrá de transacciones en efectivo. Los canadienses jóvenes, en especial, han adoptado de forma mayoritaria las nuevas tecnologías de pago. De hecho, el 25% de los canadienses de entre 18-34 años prefieren pagar con la función contactless del móvil antes que con efectivo o con tarjeta.

Retos de una sociedad sin dinero efectivo

Todos conocemos de primera mano la ventaja principal de pagar con tarjeta o con el teléfono móvil: mayor comodidad y rapidez. Pero una sociedad que repudie por completo el dinero en efectivo también tiene sus inconvenientes y sus retos a los que debe dar respuesta. Estas son las siguientes dudas, desventajas e incógnitas que se nos presentan en una sociedad con un sistema monetario totalmente digitalizado:

  • Inclusión financiera: No todas las personas tienen acceso a la tecnología necesaria para utilizar dinero digital o no saben manejarla. Este puede ser el caso de personas que viven alejadas de las ciudades o en personas mayores, que están menos familiarizadas con las nuevas tecnologías.
  • Privacidad y seguridad: Una preocupación muy común de los partidarios del efectivo son las posibles vulnerabilidades y falta de privacidad de los datos digitales. En realidad, gracias a avances tecnológicos como el blockchain y las credenciales personalizadas de cada usuario, las tarjetas de crédito se han convertido en un medio de pago muy seguro. Sin embargo, es comprensible que mucha gente albergue dudas por el riesgo real de cualquier ataque cibernético.
  • Dependencia tecnológica: ¿qué pasaría si se fuera la electricidad en toda una ciudad? No es algo probable, y mucho menos que un apagón tan generalizado pudiese perdurar en el tiempo. Pero los acontecimientos en la historia son impredecibles y una sociedad con pagos 100% digitales nos deja totalmente a merced de la tecnología.

El euro digital: ¿el golpe de gracia para el dinero en efectivo en Europa?

Similar a las e-kronas del Gobierno Sueco, la Unión Europea también quiere convertirse en un agente de cambio digitalizador en materia bancaria. Es por eso que actualmente el BCE junto al resto de bancos europeos nacionales están trabajando en una iniciativa electrónica, una especie de token paneuropeo, llamada euro digital para unificar todo el sistema de pagos en la UE y hacer que nuestro sistema de pagos comunitario sea más independiente y seguro.

¿Está urdiendo la UE un plan para impulsar el fin del dinero en efectivo? Pues no lo parece. Según las entidades bancarias europeas, el objetivo es ofrecer una alternativa más de pago a las ya existentes. Aun así, a medida que la población europea va abriendo cada vez más puertas a las tecnologías emergentes, es de esperar que el efectivo quede relegado a un uso casi residual en el futuro.

Artículos relacionados

El coche eléctrico es un avance mayúsculo en movilidad verde. En esta entrada estudiamos sus ventajas y desventajas.
pablo.blanco

Ventajas y desventajas de los coches eléctricos

24/05/2024

Los coches eléctricos se han presentado como un engranaje clave de todo el entramado que constituye la actual transición ecológica, impulsada por numerosas instituci

Esta es la integración de diferentes tecnologías en un mismo sistema tecnológico. ¡Te contamos su evolución!
pablo.blanco

La convergencia tecnológica: desde los teléfonos "ladrillo" hasta el smartphone compacto

13/05/2024

La convergencia digital o tecnológica es un fenómeno contemporáneo que hemos podido observar a medida que han ido evolucionando las tecnologías.

Suno AI es un generador de música a partir de texto que puede crear canciones increíbles. ¡Te enseñamos a utilizarlo!
pablo.blanco

¡Aprende a crear canciones en un clic con Suno AI!

07/05/2024

Desde 2022 la inteligencia artificial generativa ha evolucionado a una velocidad vertiginosa con avances que todavía nos cuesta procesar.