Tinder es la app de citas líder en medio mundo. Te contamos cómo funciona el algoritmo de Tinder y cómo lo puedes hackear para conseguir más matches.

¿Cómo funciona el algoritmo de Tinder? 7 hacks y consejos

pablo.blanco
17/06/2024

Las aplicaciones de citas se han convertido en un medio por el que conocer gente, especialmente una media naranja, para buena parte de la sociedad. Tinder, junto a Badoo en España, es la app líder en este terreno y probablemente, tú, que estás leyendo este artículo, la hayas utilizado alguna vez con mejor o peor resultado.

El funcionamiento de esta aplicación es simple: el objetivo es hacer “match” con otros perfiles, es decir, que ambos hayáis indicado que os gusta el perfil de la otra persona. Si deslizas (en jerga tinderiana, “swipear”) a la derecha, significa que te gusta un perfil; si deslizas a la izquierda, lo descartas. Al hacer “match”, Tinder te permite iniciar una conversación con el perfil emparejado. Hasta aquí, ningún misterio.

Sin embargo, ¿cómo decide Tinder qué usuarios te muestra, cuándo te los muestra y con qué frecuencia? Estas decisiones trascendentales para determinar el éxito de un perfil las decide el algoritmo de Tinder, cuyo funcionamiento sigue siendo incierto, pero del que hemos podido sacar muchas conclusiones.

Después de investigar un poco y de haber utilizado Tinder asiduamente durante un período de tiempo bastante prolongado (más de lo que nos gustaría), en Educa Open te contamos lo que se sabe sobre el funcionamiento del algoritmo de Tinder.

El algoritmo de Tinder original: simple, pero desfasado

Este algoritmo que antes utilizado Tinder se bautizó como Elo. En primer lugar, hay que destacar que el algoritmo Elo de Tinder en sus inicios no era nada complejo: los perfiles que muestra dependen en gran medida de tu ubicación y tus filtros de edad. Después, también tiene en cuenta la nota de cada usuario.

Esta nota o ranking de los usuarios la asignaba el algoritmo de Tinder analizando cuántos megusta (swipes a la derecha) obtiene cada usuario. Cuantos más megusta recibías, más puntos se te asignaban. Así pues, Tinder también tendía a mostrarte usuarios con una puntuación similar.

Esto parte de la premisa de conectar a usuarios que estén “en la misma liga”, lo que Tinder llama “deseabilidad”.

Según palabras textuales del sitio web oficial de Tinder “Elo ha pasado a la historia en Tinder. Es un algoritmo anticuado y nuestra tecnología punta ya no se apoya en él. Hemos prescindido de Elo”.

El algoritmo actual de Tinder, mucho más complejo

Si bien el algoritmo actual de Tinder es más avanzado que Elo, sigue siendo bastante directo y tiene en cuenta un número finito de parámetros. Según la información oficial y nuestra dilatada experiencia en Tinder, podemos decir que el algoritmo de Tinder contemporáneo tiene en cuenta los siguientes factores:

Edad y ubicación

Estos eran, son y serán los criterios principales de matcheo. Y es lógico: quieres conocer a alguien de la edad deseada y con el que puedas conocerte en persona con la mayor facilidad posible. A pesar de pertenecer al ámbito virtual, Tinder sabe que sus usuarios prefieren verse cara a cara.

Actividad

Tinder tiene muy en cuenta cuán activo seas en Tinder: la frecuencia con la que swipeas, cada cuánto contestas mensajes, entre otras acciones que dependen totalmente del usuario. Un usuario que casi no conteste mensajes o que se conecte a la aplicación una vez a la semana no verá su perfil listado con frecuencia de cara a otros usuarios. ¡Tinder no quiere que malgastemos nuestro tiempo!

Descripciones y preferencias

En estos últimos tiempos, Tinder ha ido añadiendo nuevos apartados en las biografías de los perfiles para instar a que sus usuarios hagan figurar más detalles sobre su vida. Así pues, Tinder analiza también la información de los perfiles y prima el matcheo con usuarios que tengan preferencias compartidas según la formación que hayan escrito.

Fotos

No es de extrañar que cada vez más Tinder motive a los usuarios para que cuelguen más fotos y de mejor calidad. Al fin y al cabo, Tinder es como un escaparate, y las fotos son el factor más decisivo para que un usuario decida deslizar a la derecha y a la izquierda. 

Entonces, Tinder puede analizar el contenido general de la foto, clasificarla y comprobar su rendimiento con otros usuarios. De esta forma, si swipeas a la derecha muchos perfiles con fotos en festivales o al aire libre, Tinder entenderá que te atraen estas aficiones y estilos de vida, y te enseñará perfiles más afines.

Likes y nopes

En cierta manera, esto es una continuación del antiguo algoritmo Elo que hemos explicado más arriba. Tinder sigue teniendo en cuenta con qué frecuencia los usuarios deslizan tu perfil a la derecha y a la izquierda. Por lo que Tinder sigue emparejándote con usuarios que, supone, están en tu misma liga. A su vez, tenderá a darle preferencia al resto de usuarios con los que hacen match los usuarios con los que has interactuado anteriormente, puesto que supone que tendréis intereses y gustos similares.

Además, hay que considerar que el algoritmo también favorece a los usuarios de Tinder Premium, que para algo lo han pagado. Sin embargo, este no es un factor tan decisivo en la aplicación; da igual cuanto pagues, si tu perfil no genera sensación, obtendrás la misma cantidad de matches con o sin Premium, ya que el algoritmo funciona igual.

¿Cómo hackear el algoritmo de Tinder?

En primer lugar, cabe concretar que no se puede, literalmente, hackear o trucar el algoritmo de Tinder, ya que este es inaccesible. Sin embargo, sí que puedes realizar una serie de acciones sencillas para optimizar tu perfil y que el algoritmo te premie frente a otros perfiles.

Fotos

  • Primera foto despampanante: Asegúrate de que tu primera foto sea de alta calidad, bien iluminada y que destaque tus mejores atributos. Sonríe y mira a la cámara para generar una conexión más directa.

  • Variedad y calidad: Sube varias fotos que muestren diferentes aspectos de tu vida, como fotos en exteriores, con amigos (sin convertirlos en protagonistas), y realizando actividades que disfrutes. De esta forma, el algoritmo podrá encontrar emparejarte con perfiles más similares al tuyo.

  • Evita que todas tus fotos sean selfies: Aunque un selfie puede estar bien, evita que todas tus fotos lo sean, ya que pueden verse repetitivas. Intenta poner fotos que te hayan sacado otras personas desde diferentes perspectivas que reflejen fielmente tu apariencia.

Biografía

  • Sé auténtico y conciso: Una biografía interesante que vaya al grano y muestre tu personalidad y tus intereses te hará ganar en autenticidad y atraerá más matches. Piensa una biografía original y huye de la mediocridad.

  • Usa palabras clave: Incluye tus intereses y pasatiempos en la biografía. El algoritmo de Tinder tiene en cuenta las preferencias compartidas, así que menciona actividades que disfrutes y que te gustaría compartir con una pareja.

  • Actualiza tu perfil regularmente: Subir nuevas fotos y actualizar tu biografía puede refrescar tu perfil y hacerlo más atractivo para nuevos usuarios y para el algoritmo.

Actividad

  • Conéctate regularmente: El algoritmo favorece a los usuarios activos. Intenta conectarte diariamente y pasar al menos unos minutos deslizando y respondiendo mensajes.

  • Responde rápido: Contesta los mensajes lo antes posible. La rapidez de tus respuestas también influye en la visibilidad de tu perfil. Si tienes claro que no vas a hablar con un perfil, deshaz el match o no deslices a la derecha directamente. Tinder se toma muy en serio la actividad regular de sus usuarios.

Boosts

  • Horas pico: Usa los boosts durante las horas pico, generalmente por la noche o durante los fines de semana, cuando más usuarios están activos.

  • Incrementa tu visibilidad estratégicamente: Los boosts aumentan la visibilidad de tu perfil temporalmente, por lo que es una buena inversión si buscas más matches rápidamente.

Haz swipe con cabeza

  • Sé selectivo: No deslices a la derecha indiscriminadamente. Esto, por desgracia, es especialmente común entre los hombres por su enorme falta de criterio al buscar pareja. El algoritmo penaliza a los usuarios que lo hacen, considerándolos menos deseables. ¡Las mujeres también lo huelen! Sé selectivo y desliza a la derecha solo cuando realmente te interese alguien.

  • Interacciones auténticas: Al interactuar con perfiles que te interesan de verdad y a los que les dedicas un mínimo de tiempo, aumentas las posibilidades de hacer match con personas compatibles.

Nuevas funcionalidades

  • Vídeos y momentos: Si Tinder ofrece opciones para subir videos o momentos, úsalos. Estas características pueden aumentar tu visibilidad y mostrar más aspectos de tu personalidad.

  • Momentos especiales: Participa en actividades o intereses compartidos que ofrece Tinder. A veces, la aplicación lanza pequeñas campañas para acontecimientos claves del año (San Valentín, Navidad). ¡Plantéate participar en ellos para conocer a más gente!

Actitud positiva

  • Evita la negatividad: Tanto en tus fotos como en tu biografía, mantén una actitud positiva. La negatividad es una característica que hará que muchos matches potenciales deslicen hacia la izquierda y descarten tu perfil, lo que reducirá tu puntuación de deseabilidad y te restará visibilidad.

Artículos relacionados

Te traemos un tutorial rápido y fácil para que diseñes un logo rompedor e ideal para tu marca con la ayuda de la IA.
pablo.blanco

¡Aprende a crear logos con IA generativa rápido y fácil!

27/03/2024

¿Estás ideando una marca y quieres generar diferentes ideas para el logotipo perfecto?

Te enseñamos los pasos que todo desarrollador debe seguir para crear una IA. ¡Fórmate en machine learning con nosotros!
pablo.blanco

¿Cómo se crean y programan los sistemas de IA?

24/01/2024

¿Quieres saber cómo se programa un software de IA?

Se prevé que este tipo de inteligencia artificial general supere las capacidades cognitivas humanas. ¡Te contamos más!
pablo.blanco

Inteligencia artificial general (AGI): ¿una quimera o una realidad palpable?

12/03/2024

La inteligencia artificial general es una rama de la IA cuyo objeto de estudio es el desarrollo hipotético de un sistema de inteligencia artificial